Entradas

Mostrando entradas de marzo, 2018

Literatura romántica y el test de Bechdel

Imagen

LA CORRECCIÓN: MI PARQUE DE ATRACCIONES FAVORITO

Imagen
Ya, ya sé que no me lo vais a creer, pero me encanta corregir mis novelas. Me chifla. Me lo paso de maravilla. Es mi parque de atracciones favorito, y ni siquiera me dan miedo las montañas rusas.

Por ahí encontraréis comentarios de otros/as escritores/es diciendo que odian las correcciones y que son agotadoras. Y no sé muy bien por qué.

Tal vez todo esto tenga que ver con el método. Ya sabéis que los autores nos dividimos básicamente entre ser de mapa o de brújula. Yo soy de brújula, o, para ser sincera, soy de tirarme al monte sin brújula ni nada que se le parezca.  Simplemente se me cruza una historia, veo en mi mente un par de escenas, sé que va a acabar bien (ventajas de escribir principalmente novela romántica), y me lanzo a por ella. ¿La documentación? Ya la voy buscando por el camino, aunque eso me haga frenar la marcha una y otra vez. Como si te fueras al monte sin comida, y tuvieras que parar a buscar moras o asaltar algún frutal, con peligro de que te muerda el perro del dueño. …