FIRMA EN LA FERIA DEL LIBRO DE LA CORUÑA. 4/8/12

La cita era el sábado, 4 de agosto de 2012, en la Feria del Libro de La Coruña, imprescindible cita literaria en la que, creo, es la Feria más grande que se celebra en nuestra comunidad, organizada por la Federación de Libreiros de Galicia.
El buen tiempo no quiso acompañarnos. Amaneció una mañana fresca en Ferrol cuando salíamos hacia Coruña, y no menos fresca en la capital, con lloviznas intermitentes. Aún así, fueron muchos los aficionados que, resistiéndose al agua y a la baja temperatura para el mes de agosto, paseaban por la Feria buceando entre libros, a los que nos sumamos hasta llegar la hora de la firma a la 1 del mediodía.


Con Mercedes, de la Librería Molist, que se ocupó de organizar mi presencia en la Feria, con rapidez, eficacia y el entusiasmo que pone siempre en todo. Gracias, Mercedes.



Con mis queridas románticas coruñesas, Trini, Sonia y María José, que se animaron a acercarse a pesar de la lluvia. Gracias, chicas.


Firmando dos ejemplares, uno de cada una de mis novelas "La hija del cónsul" y "No todo fue mentira", para un nuevo lector y antiguo amigo y compañero de colegio. Gracias, Juancho y Beatriz, por vuestra presencia.



Con Walter, de la Librería Molist, en la caseta de la librería. Compartimos afición por la lectura y la escritura y proyectos de historias en Argentina, con lo que siempre es un placer charlar con él.

¡¡DE NUEVO GRACIAS A TODOS Y HASTA LA PRÓXIMA!!

Comentarios

Natàlia Tàrraco ha dicho que…
A pesar de la lluvia !qué rara en Galicia!, seguro que fue una jornada fructífera para ti, escritora y amiga. Felicitaciones, suerte mucha, muchos bicos.
Morti ha dicho que…
Muy guapa Teresa... y, como siempre, muy bien acompañada.

nos vemos prontito :)
Luis Rodriguez ha dicho que…
Me alegro que haya salido tan bien, a pesar del clima. Felicitaciones y te deseo que se repitan estás experiencia y convocatorias.

Entradas populares de este blog

HISTORIA DE UNA NOVELA NO PREMIADA

¿QUÉ FUE DE LA ROMÁNTICA HISTÓRICA?

DAR LA CARA POR LA ROMÁNTICA